lunes, 28 de julio de 2014

Citas acerca de la adicción al dinero de Miguel Ángel Fresnedal



                    Codicioso: Dícese de aquel que vive esclavo del dinero.


Me encanta la cultura capitalista. Te dicen constantemente que te sacrifiques, que trabajes duro, pero la mayoría de los que dicen eso se pasan el día relajándose jugando al golf o paseando en yate.

Miguel Ángel Fresnedal

Una vez me preguntaron que es el humor absurdo. El humor absurdo es que en el mundo existan personas que acumulan cantidades ingentes de dinero, mucho mas de lo que ellos y sus seres queridos necesitan para vivir dignamente, mientras otros a medio kilómetro de distancia no tengan donde dormir y el primero se levante cada mañana tan tranquilo como si el segundo no existiera.

Miguel Ángel Fresnedal

Me encanta el lujo porque me da la oportunidad de juzgar de forma precisa y rápida a las personas que conozco. Si alguien está convencido que su casa, su coche, su pantalón o su móvil le definen mejor que sus palabras o su conducta, es mejor hacerle caso y pensar que mas allá del coche, el pantalón y el móvil no hay mucho que descubrir.

Miguel Ángel Fresnedal


Una vez me dijeron: consigue dinero, es lo principal. No, el dinero será lo principal para un banquero, para una hucha o para un cajero automático pero soy una persona, no un cajero automático. Lo principal será lo que yo decida que es lo principal. El dinero es importante pero no pienso pasarme la vida acumulando cifras en mi cuenta bancaria. El mundo está lleno de libros interesantes, de lugares increíbles y de personas  maravillosas para perder el tiempo de esa forma.

Miguel Ángel Fresnedal

Si alguien espera que le traten de acuerdo a la cantidad de dinero que ha sido capaz de almacenar, seguramente se lo merece.

Miguel Ángel Fresnedal


Una vez me dijo un amigo: me he comprado un deportivo para presumir. Yo tuve la sensación de que me acababan de decir: como no se que hacer con mi vida me gasto el dinero en cosas que no necesito, porque la opinión de los demás ejerce sobre mi una presión social 
insoportable. 

Miguel Ángel Fresnedal

¿Así que tú crees que en la vida si algo no vale dinero no merece la pena?
Eso es.
¿Y cuanto vales tú?

Miguel Ángel Fresnedal

Te puedo decir mil cosas que no valen nada y son mas importantes que el  dinero.
A ver listo.
Un beso de tu madre.
Vale otra.
Tu salud.
Vale otra.
Encontrar a alguien a quien amar.
Vale otra.
Dedicarle tiempo a las cosas que nos llenan como persona.
Vale otra.
Ayudar a quien lo está pasando mal y ver su sonrisa de agradecimiento.
Vale otra.
…¿Eres tonto?

Miguel Ángel Fresnedal


Cómprate una casa, después cómprate una casa aún mas grande y en cuanto puedas cómprate una mansión…entonces siéntate tranquilo y pregúntate que se siente al desperdiciar la vida comprando ladrillos.

Miguel Ángel Fresnedal

No hay droga mayormente aceptada que el dinero. Sencillamente porque los necesitamos. El consumista compulsivo, aquel que cree que vale tanto como lo que posee, es el motor de nuestro sistema. Sacrifica su vida buscando dinero para que otros puedan vivir buscando sus sueños.

Miguel Ángel Fresnedal


Cuando tienes todo lo necesario para disfrutar una vida digna, es decir, una casa, trabajo y tiempo libre, y tu mente sigue centrada, obsesionada, en acumular dinero, mas dinero y mas dinero, eres, aunque lo ignores o no lo reconozcas, un adicto al dinero, un enfermo, un esclavo de tu propia mente, un infeliz.

Miguel Ángel Fresnedal


Tener dinero está bien si además de tener dinero tienes valores, sueños, amigos, amas a tu familia, respetas a quienes te rodean, ayudas en lo que puedes a quienes lo necesitan, duermes bien, mantienes un proyecto de vida saludable...pero si solo tienes dinero, sin nada más que te haga humano, solo eres una cuenta bancaria con patas, un imán de falsos amigos, un esclavo del materialismo, en definitiva, un adicto al dinero que necesita ayuda. 

Miguel Ángel Fresnedal


Vivir no es consumir y después presumir de la consumido. La vida es otra cosa.

Miguel Ángel Fresnedal


Toda la maquinaria consumista que nos rodea, esta pensada para convencernos de que centremos nuestra vida en comprar cosas inútiles y en ganar grandes cantidades de dinero. El día que nos damos cuenta que esa idea es solo una estafa, una manipulación infantil pero muy estudiada de la realidad, comenzamos a vivir nuestra propia vida. 

Miguel Ángel Fresnedal